miércoles, 22 de mayo de 2013

La madre pesada

¿Cómo ser una madre pesada y no morir en el intento? Muy fácil...Bastan unas nociones básicas y serás la madre más plasta ;-)

Cómo he comentado por aquí y sobre todo en twitter mi vida laboral ha variado un poco: no, no he cambiado de empresa, pero sí de proyecto, de lugar de trabajo y de horario. Atrás queda mi jornada reducida con la oficina a tres minutos de casa...Que no me quejo, porque tener trabajo hoy en día y conservarlo no es tan fácil  y este cambio me ha hecho tener más "seguridad" laboral.




Lo que quiero reseñar es que, en estas situaciones, uno se da cuenta de la suerte que tenía antes, en el sentido de poder levantar a la peque todas las mañanas, vestirla y estar un rato con ella...Ahora convivo con madrugones y largas jornadas, también es verdad que tengo tres tardes libres pero a costa de acumular el trabajo en las otras dos, lo que hace que, a veces, no llegue a tiempo para bañar a la niña. Lo que no tiene precio, desde luego, siguen siendo los recibimientos, incluidos saltos, abrazos y besos-babas, que me hace la pequeña...Si es que es más buena del pan, al principio parecía llevarlo muy bien, aunque según cuenta su padre cuando iba a recogerla a la guardería me buscaba, pero lleva un par de das que se queda llorando a moco tendido en la guardería cuando antes entraba feliz, y creo que es por la nueva "situación".

Bueno, todo este rollo para contaros que hace una madre para ser pesada cuando no puedes controlarlo, o más bien hacerlo tú, todo.

A primera hora de la mañana, mientras espero al tranvía le voy mandando "wasaps" al padre: hace frío; ponle la chaqueta blanca; que no se te olvide la agenda(ni la cabeza); dile a la "seño" lo de la leche...Todas son cosas que ya le había dicho antes, pero por si acaso.

8:30 de la mañana: ¿Se ha levantado? ¿Ha preguntado por mi? (mi hija no habla), él me manda 2 o 3 fotos con su despertar y creo que me escribe mientras la cambia y le da el desayuno porque tarda mucho...

9:30: Me envía el parte de la entrada a la guardería, y yo pido más detalles: quién estaba, a quién ha abrazado, como ha reaccionado la niña, quién ha dicho qué y cómo...Una batería de preguntas que hacen que a veces el padre me llame para contármelo todo con pelos y señales, aunque nunca me parece suficiente.

Durante la mañana la tutora de Paula, a veces, me manda algún wasap con foto o vídeo de la peque o para preguntarme alguna duda sobre la alimentación ( tenemos varias intolerancias que nos acompañan)
A la hora de recogerla del "cole" el padre me manda el parte y yo le pregunto mil cosas de nuevo y si encima ese día toca estimulación pues más de lo mismo....

Cómo debo ser de pesada que mi marido ya me ha dicho que va a grabar las conversaciones para que no me pierda detalle...Pues ya podría ¿no? O que  se las apunte nada más salir en un bloc para que no se le olvide nada...

Al principio de curso, quería grabar como entraba la niña a clase para que lo viera...Como me tuve que poner de plasta para llegar a ese extremo, pero en un momento de lucidez extrema le dije que mejor no..

El otro día, se ve que está harto de mi "tercer grado" de todos los días, le dijo a la tutora "¿Y no tienes ninguna anécdota diferente hoy para contarle a mi mujer?...¡Qué luego me pregunta!"

Así que he decidido relajarme un poco, no vaya a ser que me prohiban la entrada en algún sitio por pesada o plasta. Y la verdad que Paula con su padre está fenomenal, pero creo que todo este querer conocer hasta el último detalle es porque, a veces, tengo la impresión de que me estoy perdiendo cosas de la niña...Y es que ¡crecen tan deprisa!


Se que soy un pelín exagerada en este sentido, pero ¿Os pasa a vosotros esto también? Espero que sí...Decid que si por favor, no quiero preocuparme más...☻☺☻




26 comentarios:

  1. Claro que no eres pesada!! Eso nos pasa a todas!!! Pensamos que nadie lo tiene tan controlado como nosotras y es verdad. Pero los niños igualmente están bien!!!
    No quiero yo pensar sí tuviera que trabajar lo que sufriría por Claudia, que lleva casi un año conmigo.

    Un beaazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ya...menos mal que no soy la única..jajaja!! Al final te acostumbras pero al principio se pasa mal!!

      Eliminar
  2. Jajaja me encanta esta faceta tuya!! Lo que eres es una madre que se preocupa por su hija, y que la echa de menos. Punto. Un beso guapa!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jejeje...Gracias por tu punto de vista tan positivo ;-)

      Eliminar
  3. Jajaja. En nuestro caso soy yo quien lleva al grande a la guarde y luego a la tarde lo voy a buscar. Aunque siempre ha sido así, no me libro de:
    08:02 whatsapp para ver como se ha quedado
    08:27 al llegar al trabajo me salta mail a ver como nos ha ido
    15:38 voy a buscar al peque a vasa de mis suegros y paso parte, y eso que durante la mañana ya ha llamado un par de veces.
    16:43 recogemos al grande de la guarde y envio whatsapp con la foto de la hoja donde ponen lo que ha hecho.
    16:56 llamada para ver como estamos los 3
    18:16 llego un minuto tarde a casa ya que ella llega a las 18:15. Si a esa hora no estamos en casa se activa la operación búsqueda por comisarias y hospitales.
    En fin...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Oye que buena idea lo de la foto de la hoja donde ponen lo que han hecho..Eso no lo había pensado...jajaja...Me tranquiliza saber que no soy la única loca! jijii

      Eliminar
  4. Jejeje de pesada nada, esto son gajes de madre y mujer también. Siempre le doy la paliza al padre para que me cuente cualquier cosa hasta el más mínimo detalle porque si por el fuera todo seria igual, que hombres!
    Me ha encantado lo de pedir anécdota a la guarde jijijijijiji
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Verdad?? Es que no son nada minimalistas estos hombres...Al final no va a ser que yo soy pesada es que ellos simplifican demasiado..Jajaja
      Si lo de la anecdota es real!! jejeje
      Besos

      Eliminar
  5. María hija como te entiendo!!!! Eso no es ser pesada, es lo más normal del mundo. Mucho ánimo!!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ya...eso estoy viendo por aquí, que no soy la única plasta..jajaja

      Eliminar
  6. En mi caso es mi chico el padre pesado, porque pasa mas tiempo sin la peque por su trabajo... soy yo quien le envía partes, fotos, guasap y demas durante toooodo el día... jajaja...

    ResponderEliminar
  7. No te preocupes, es normal... te irás acostumbrando, seguro!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, supongo...Ya lo hice cuando volví de la maternidad...Ahi si que lo pasé mal...Gracias!!

      Eliminar
  8. María, para nada eres pesada, es lo normal, ya te lo digo yo, sobretodo al cambiar tu día a día y no pasar tanto tiempo con ella. Y lo peor de todo, es lo que comentas de que mejor no quejarse que tenemos trabajo. Yo lo único que te diría (que estoy segura que ya lo sabes y lo haces) es que el tiempo que estés con ella o los fines de semana, disfruta al máximo y así tendrás la sensación de no perderte tanto (aunque creo que eso también es inevitable para todas las mamis). Un besazo y ánimo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso intento, disfrutar a tope!! Gracias!!

      Eliminar
  9. Pesada sí, mucho, es decir, lo normal. A mí me pasa igual, y creo que es por lo que dices. Estos primeros años son muy importantes porque crecen muy deprisa y casi cada día descubrimos algo nuevo en nuestros peques, y nos da pena perdérnoslo.
    Con loa años nos iremos relajándonos, digo yo.
    Un beso guapa.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Espero que nos relajemos, si...O no, quién sabe si con el tiempo esto va a peor!!

      Eliminar
  10. Me parece de lo mas normal, creo que casi todas actuaríamos igual en esa situación. Es parte de nuestro instinto de protección y amor por nuestros peques creo. Lo importante es que seamos conscientes de ellos e intentemos relajarnos, y es justo lo que tu estas haciendo. Así que ole y no tengo duda de que con el tiempo lo vas a ir consiguiendo. Un besazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso creo yo también, la verdad que yo estoy tranquila porque se que está en buenas manos, lo que me da pena es pasar menos tiempo con ella..Pero bueno luego se hacen más intensos los ratos que estamos juntas. Un beso!

      Eliminar
  11. Jejeje pues yo no hago lo mismo pero porque trabajo desde casa y me paso el día entero con él jajajaja sino, vamos, seguro que sería muchiiiisimoooo más pesada. Me parece de lo más normal lo que haces y me imagino que poco a poco nos iremos acostumbrando.
    Un besin

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues si, poco a poco...Que suerte poder disfrutarlo tanto!! Besos

      Eliminar
  12. Jajajja, espera espera, que tu marido le preguntó eso a la tutora?? Jajjaaja, tu marido es mucho!! Me encanta!! Es duro tener jornadas duras, acabar tarde, no llegar a tiempo de compartir mil y una cosa con tu hija y marido, pero compensa todo lo demás, los recibimientos, las fotos y vídeos, el mimo del padre y tutora con tu hija...

    ResponderEliminar
  13. las madres son unas pesadas meteros en vuestra vida y no en la de vuestros hijos.Porque no os ponéis a ver telenovelas y estar menos por los hijos sois unas paranoicas nos restregais por la cara cosas que han pasado hace 5 o mas años e incluso cosas que no son verdad.

    ResponderEliminar
  14. creo que no os dias cuentas el daño que le haceis a vuestros hijos. todo este aprendizaje inexistente tendrá consecuencia en su adolescencia.

    ResponderEliminar
  15. creo que no os dias cuentas el daño que le haceis a vuestros hijos. todo este aprendizaje inexistente tendrá consecuencia en su adolescencia.

    ResponderEliminar

Tu opinión es importante, cuéntanos que te ha parecido la entrada...